Dr. Fulgencio Báez lamenta que despido del Dr. Ocampo por la dictadura sandinista perjudica a niños con cáncer

Los Ortega Murillo decidieron despedir, sin importar absolutamente algo la vida de los internos en el hospital La Mascota, al Dr. Enrique Ocampo, experto en temas de cáncer en la niñez

El doctor Fulgencio Báez, pediatra especializado que mira los casos de niños con cáncer y quien brinda atención desde hace muchos años en el hospital La Mascota, se pronunció sobre el despido del Dr. Enrique Ocampo, ayer martes, tras orden de la dictadura sandinista.

“Hoy (ayer martes) en el hospital La Mascota fue despedido el Dr. Enrique Ocampo sin brindarle la más mínima explicación. El Dr. Ocampo me acompañó en el desarrollo del departamento de Hematooncología desde inicio de los años 90.

Hombre humilde, esforzado y con 30 años dedicado a tratar y curar niños con Cáncer. Su pecado, pienso yo, haber firmado el pronunciamiento de los médicos. Hemos llegado a niveles de represión y revanchismo hasta de tu pensamiento. Ya no se respeta ni los estudios ni los años de entrega y ni lo sacrificios hechos.

Tampoco les importa la afectación en la atención a los niños con Cáncer y no les importa la sobrecarga de trabajo a los médicos que quedan sin poder llenar el vacío que el Dr. Ocampo deja con su despido. Cuanta indignación y enojo hay en mi corazón, cuanta tristeza por las injusticias y afectación a los niños. No tendrán perdón de Dios”.