Nuevamente patrulla policial sandinista amenaza con asesinar al Padre Edwin Román de Masaya

El pasado 12 de febrero el párroco de la Iglesia San Miguel Arcángel, padre Edwin Román, fue amenazado de muerte por una patrulla de la policía sandinista que lo esperó a la entrada al basurero municipal de Masaya, ubicada del empalme de Monimbó 300 metros al arriba. Nuevamente ayer miércoles se repitió la escena en el mismo lugar.

“Yo me dirigía a Niquinohomo, a eso de las dos de la tarde, viniendo de la calle Pancasán que sale al basurero municipal y ellos (los policías) me ofendieron vulgarmente y me dijeron que me iban a dar “plomo”. Yo me bajé del carro y les tomé fotos. Pienso que se molestan cuando me ven y por eso me manifiestan su odio. Pero eso se lo inculcan desde el cuartel porque yo no soy su enemigo”, manifestó el párroco.

El líder espiritual considera que las amenazas contra él son porque “desde el inicio de las protestas habló con la verdad al pueblo, denunciando la violación de los derechos humanos y la represión del Gobierno. En varias ocasiones me han vigilado y seguido a donde voy”.

“Estoy acostumbrado, es parte del pan de cada día para quienes le decimos la verdad a esta dictadura, pidiendo justicia y libertad en Nicaragua. Dios me da fortalezas y me cuida, Él es más poderoso que el demonio y sus espíritus malignos”, dijo el padre Román.

El sacerdote y su iglesia atraviesan un constante asedio policial desde el 2018. El pasado domingo 30 de junio hubo un fuerte despliegue policial que rodeó el templo, debido a la feria artesanal “Azul y Blanco”, que realizarían los exreos políticos que buscan fondos para suplir sus necesidades, debido a que la mayoría de ellos se encuentran sin empleo.